Cannabis en el tratamiento del cáncer

El cáncer es una terrible enfermedad que viene acechando desde hace mucho tiempo, una patología actualmente muy frecuente, de lo que no se habla es de que puede ser utilizado como un potente tratamiento el cannabis, pues tiene muy buenos comentarios en lo que respecta a esta enfermedad. Al parecer el cultivo de semillas feminizadas puede salvar vidas.

El tratamiento del cáncer, parece tener mucho que ver con el cannabis, un complemento de tratamiento que puede trabajar por objetivos directos:

Se utiliza el cannabis como tratamiento de alivio de los efectos secundarios de la radioterapia y la quimioterapia. Esto debido a que los cannabinoides que tiene la marihuana, mejora los vómitos y las náuseas que son productos de la quimioterapia. Por lo general llega para mejorar el malestar frecuentes. El Cannabis trabaja en el tratamiento del cáncer, mejorando y aliviando los síntomas de la enfermedad,  lo que tiene muy buenos beneficios para el paciente, pues ellos no tienden a sentirse bien después de las quimio.

El Cannabis se vuelve un complemento terapéutico que ayuda durante todo el proceso de las quimios, estimula el hambre, alivia el dolor, mejora los trastornos del sueño, mejora el estado de ánimo y es un potente relajante.

Se usa de forma paliativa, puede usarse en etapas terminales para mejorar los síntomas, requiere que se tenga un potente efecto psicoactivo, el THC, ayuda muchísimo a mejorar la angustia y estrés que se maneja en las fases terminales.  La marihuana mezcla el bienestar, el desapego, alivian al paciente, y crea una especie de desapego a la situación real que genera felicidad.

Cannabis en el tratamiento del cáncer como agente antitumoral

Esta es otra de las aplicaciones del cannabis y los cannabinoides, aquí trabajan de tres formas fundamentales  que conoceremos a continuación:

Se detiene el proceso de apoptosis también conocido como “Suicidio” de las células, tumorales que llegan a afectar a las sanas. El segundo aspecto, es la inhibición del factor formador de varios sanguíneos, reducciones la nutrición del tumor.  Y como tercer punto ayuda a la Inhibición del factor de migración de celular reduciendo la propagación y evitando la metástasis.

Estos estudios fueron practicados en cáncer e animales y en humanos, se está estudiando que la marihuana ayuda a reducir el tamaño de la célula del cáncer, sin embargo aún no se sabe cuál es la dosis que se requiere y cómo consumirla para lograr este nivel de eficacia. El tratamiento se hace con un protocolo, seguimiento médico y de un equipo multidisciplinario que ayudará a conseguir las ventajas que te brinda la sanación necesaria.

El cannabis y los cannabinoides, en el tratamiento de efectos secundarios, que vienen de la quimio y la radioterapia, los síntomas del cáncer, que pueden llegar a afectar a los pacientes.

Cada día son más las personas que recurren al cannabis para realzar su tratamiento del cáncer, además, cuentan que se sienten mucho mejor. El uso del Cannabis, puede ser un complemento perfecto para el tratamiento del cáncer, mejorando el tratamiento y la calidad de vida.