Los pacientes con cáncer infantil y su cuidado dental

La recomendación generalizada de los especialistas de odontopediatria bcn echeverria es lavarse los dientes al menos dos veces cada día, incluso se hace más importante para aquellos pacientes que presentan cáncer infantil. Ciertos tratamientos de quimioterapia y radiación tienden a provocar afecciones que se desarrollan en los dientes, las encías y la boca.

Problemas bucales y los factores de riesgo 

  • La quimioterapia administrada en pacientes antes de que lleguen a formarse los dientes permanentes completamente, sobre todo si tienen menos de 5 años
  • La quimioterapia aplicada durante un período extenso en el tiempo
  • La radioterapia en lugares como la cabeza o el área del cuello

Ante tales tratamientos los expertos de clínica dental infantil, explican que el cuidado que se aplica a diario en los dientes, las encías y la boca puede llegar a prevenir determinados problemas, incluso puede llegar a aliviar algunos efectos secundarios que resulten dolorosos. En el caso de tener hábitos dentales que sean deficientes, estos pueden empeorar los problemas.

Posibles condiciones 

  • Mayor riesgo de sufrir caries
  • Acortamiento o adelgazamiento de las raíces de los dientes, o ausencia de dientes o raíces
  • Problemas con el desarrollo de los dientes, como dientes pequeños, pérdida temprana de los dientes o dientes de leche que no se caen
  • Problemas con el desarrollo del esmalte dental que pueden provocar manchas, surcos y fosas blancas o con cambio de la coloración, y manchas en los dientes que se producen con facilidad
  • Anomalías faciales, incluidas la sobremordida, la submordida o la asimetría facial
  • Enfermedad de las encías
  • Boca seca
  • Úlceras de la boca y la garganta (mucositis)
  • Dificultad para tragar
  • Dificultad para masticar o abrir la boca
  • Cicatrización o endurecimiento de los músculos de la mandíbula
  • Hinchazón o dolor en el recubrimiento de la boca y la lengua

Cuidado de los dientes y las encías

En lo que respecta al cuidado dental adecuado, en odontopediatria barcelona, aseguran que es importante antes, durante y después de realizarse un tratamiento contra el cáncer.

Los dientes y la lengua deben lavarse al menos dos veces por día y con un cepillo de cerdas de nailon suaves. Los pacientes deberán reemplazar su cepillo de dientes cada 2 meses.

Debe usarse un dentífrico que contenga flúor y el sello de aprobación de la Asociación Dental Americana. Cuando son niños menores de 3 años, debe usarse solo una mancha o una cantidad de dentífrico que sea del tamaño de un grano de arroz. Si son niños de 3 a 6 años, debe usarse una cantidad del tamaño de un frijol.

Es importante usar el hilo dental, a menos que el equipo de atención sugiera lo contrario. Generalmente, es recomendable el uso del hilo dental mientras los pacientes están recibiendo tratamiento, a menos que sus hemogramas sean bajos. En oportunidades, el uso del hilo dental podría provocar sangrado liberando gérmenes hacia el torrente sanguíneo que podrían provocar una infección.

Se deben evitar los alimentos que sequen la boca y que además lleguen a provocar caries como las gaseosas, los jugos de fruta y las golosinas. Así mismo, el equipo de atención podría recomendar un enjuague bucal.